75 / 100

Creo que esta señorita merece un poco de atención por mi parte y por lo tanto una entrada sobre ella en el blog.

Okiku llegó a la familia después de una larga espera hará unos dos años y la pobre no ha salido más en fotos basicamente por culpa mía, por ir dejándola aparcada por dar preferencia a otras que han ido llegando.

Tengo que confesar que si hay algo de lo que me arrepienta sobre este molde, es el echo de no haber cogido también a su hermana Neruga. Cuando Dollzone las presentó fue un flechazo inesperado y me costó un poco decidirme por uno de los dos moldes y no sabría decir realmente cual fue el punto que hizo que me decantara por la Snow Fulai y no por la Neruga; pero si puedo asegurar que arrepiento de no haber intentado conseguir las dos antes de que las retiraran de la web. Para mi desgracia eran limitadas.

Ahora si pudiera intentaría conseguir una Neruga o includo otra Snow Fulai aunque tuviera que pasarme la vida para pagarla, ya que merecería la pena por hacer una pareja de onis.

Como ya comenté en su día en la entrada que escribí sobre el custom de Okiku, la idea inicial era cogerla en el color “chocolate” que hicieron y no en white, ya que mi idea era que se viera toda como si tuviera la piel rojiza. No la pedí en ese color por el aviso de la propia casa diciendo que no se hacían responsables de las imperfecciones en el color y tal y cual; pero viendo ahora, después de haberla maquillado y de su reciente retoque en el custom; que de haberla cogido en el otro color, quizás no habría sabido sacarle el partido que merecía precisamente por los colores, así que creo que hice una buena elección en su tono de “piel”.

En cuanto al custom; es la única con la que no he tenido sentimientos encontrados o pensamiento de remaquillarla por completo. Le he hecho esos retoques basicamente por que en su momento prefería quedarme un poco corta y poder oscurecer o añadir algo con el tiempo, que no hacer todo del tirón y que luego no me gustara o la viera demasiado recargada; supongo que Nishiki de alguna manera también me ha ayudado a dar el paso de hacer madurar a Okiku al ser ella tan extravagante y aleatoria en todo.

Por ejemplo los tatuajes de los ojos tant en la pierna como en el brazo, en su día no quise hacerle tantos por que pensaba demasiado en como tenía que hacer esos ojos, cuando simplemente tenía que coger los lápices y garabatearlos sin pensar que quedaran perfectamente definidos; osea, la idea de los ojos, siempre ha sido que la propia Okiku se los dibujaba, por lo que nunca iban a ser perfectos para empezar. El tema de los sellos igual; no quería hacerlos en papel y pegarlos sobre la propia muñeca por si la líaba parda y quedaban mal y se me fastidiara todo por querer quitarlos, cosas de cuando empiezas en algo que no has hecho nunca, ya sabéis; a veces te envalentonas y te dejas llevar y otras te quedas corta por miedo a pasarte.

Ahora con el hype de querer hacer kimonos por tener un producto nuevo dentro de El Baúl, pues era hora de trabajar un poquito en esos detalles de Okiku que en su día dejé más flojuchos y que dentro de que la idea inicial era que ella se viera de un tono rojizo, hay cosas que no tenían mucho sentido que fueran completamente rojas, como es el caso de las pezuñas o los cuernos, por lo que he aprovechado para añadirle unos toques de mi querido color negro.
Así pues, se puede ver claramente como la base de los cuernos, las pezuñas y la parte inferior de las patitas y la punta de la cola, están más oscuros para recalcar también un poco el degradado de color que ya tenía. Le he garabateado más ojos en la piena y en el brazo, incluso añadiendo alguno en la mano y la zona del cuello y esta vez si que he dibujado unos sellos en papel blanco y se los he pegado con cola blanca directamente al cuerpo. En cuanto a la cara, he retocado las cejas un poco a pincel, algo que al principio nunca hacía y poco a poco voy practicando cada vez más, lo mismo para las pestaña inferiores; he remarcado el delineado de los ojos tanto en negro como en dorado, igual que el resto de detalles de dorado de los ojos y he oscurecido un poco la sombra de ojos; también le he pintado los labios completamente de rojo oscuro, el detalle dorado de los labios si que reconozco que era algo que no terminaba de convencerme; además le he cambiado las pestañas que por algún motivo estaban en la mierda, cosa que no entiendo por que n es que haya salido mucho que digamos la pobre…

También le he puesto un imán extra en el hueco para encajar la cola y sorprendentemente no se nota, osea no sé por que hicieron el agujero tan profundo o le pusieron un imán tan fino; da igual, el caso es que los imanes que lleva de serie son flojos a más no poder, así que ahora la cola no se le cae y los cuernos igual, le he pegado a la tapa de la cabeza cuatro imanes y ahora los cuernos quedan bien puestos y con fuerza.
Y bueno, la peluca que le compré AL FIN, el año pasado también ayuda a que todo el conjunto se vea como debe, por que la verdad es que la peluca que le hice yo en su día era odiosa y la detestaba con todas mis fuerzas (se tenía que decir y se dijo!)

Os dejo foto del antes y el después con una pose bastante similar, para que veáis que los retoques en la cara, aunque sutiles, son apreciables si las fotos se ven juntas; además también se aprecia el cambio que puede hacer una peluca en condiciones aun y siendo del mismo color y del mismo tipo de corte.

Y nada, que feliz como una perdíz estoy yo con mi Oni, ahora solo necesito ir haciendole algo más de ropa, es decir, variedad de tipos de kimono y juguetes y accesorios, que la pobre realmente no tiene más fotos ni sale más, por tener poquitas cosas y por que las fotografías urbanas no es que le vayan mucho a Okiku.

En esta foto sale antes de hacerle los retoques de custom

Como siempre podéis decirme que os parece ella en general, el custom y esas cosas y oye, si alguien quiere regalarme una Neruga o otra Snow Fulai para hacer la pareja, yo no diré que no eh. :3

Categorías: General

El Baúl de las kekas

Mi nombre es Lena, tengo (ahora) 32 años y comencé en este hobby como una vía de escape de mis, entonces problemas personales; ahora se a convertido en una importante parte de mi vida y la disfruto como tal, aprendiendo algo nuevo día tras día.

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image

quince + ocho =

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

A %d blogueros les gusta esto: