66 / 100

Pues parece que puedo volver a escribir una entrada sobre una infiltrada ajena. En la última salida del año, Sandra nos dejó secuestrar a su niña Shion que llegó a El Baúl de las Kekas tal que así…

Más bonica ella…

La idea inicial era solamente hacerle algo de ropa al estilo de la casa, ya que su mami estaba pensando en cambiarle el maquillaje en algún momento y hacerle algo más colorido, pero ya que estabamos puestas, al final nos dio permiso para hacerle nosotras ese cambio radical.

Os dejo unas fotos algo más en detalle del maquillaje que llevaba, que como se puede ver era muy dulce y simple si lo comparamos con el después de pasar por aquí…

Para quién se lo pregunte, Shion es un modelo antiguo de Dollzone, concretamente una Shoyo en yellow skin y tiene uno de los cuerpos más desquiciantes que he tocado hasta ahora, gracias Dollzone por evolucionar y mejorar los cuerpos; ahora, de cara me parece un molde super bonito.

En fin, una vez desmaquillada, Nishiki le estuvo dando por saco con que estaría muy guay darle un aire como el suyo a su nuevo look, concretamente le dijo “Estás en mi casa así que saldrás de aquí como yo aunque tenga que fastidiar el trabajo de madre mientras duerme”

Sin comentarios al respecto… El resultado acabó siendo este…

Realmente un aire muy de la garrapata… Como extra, le dimos ligeramente un poco de blush al cuerpo, le pintamos las uñas y le hice un tatuaje de un birdo en la espalda, ya que su mami es amante de los pajarillus.

La peluca y los ojos le mantuvimos los suyo porque todas estuvimos deacuerdo en que le quedan muy bien, así que eso se lo dejamos a su madre si quiere cambiárselo en algún momento.

Para el outfit, continuamos con el estilo garrapata y hicimos la base oscura y todo lo demás con algo de color.

Este es el resultado final ya completo; un outfit que consiste en un vestido con desteñidos y algunos adornos, calcetines, aunque no se ven, también unas braguitas, un chaleco cartuchera, pañuelo para el cuello, haori reversible personalizado, capucha, collar y unas pulseras; realmente nada que ver con como llegó.

Y nada, ante todo, muchas gracias a Shion y a su mami por dejarnos trabajar en esta señorita con total libertad y confianza; somos muy conscientes de que no saber lo que te vas a encontrar cuando tu niña vuelve a casa da un poco de miedito, sobretodo cuando lo que te encuentras es algo tan extravagante, pero he de decir que me ha gustado poder trabajar en una niña fuera de la família del propio Baúl, a ver si este año se anima algua más a venir por aquí a por cambios tan radicales.

Esperamos que os guste, ya sabéis que podéis dejar vuestras opiniones y comentarios al respecto.

Categorías: Infiltradas

El Baúl de las kekas

Mi nombre es Lena, tengo (ahora) 32 años y comencé en este hobby como una vía de escape de mis, entonces problemas personales; ahora se a convertido en una importante parte de mi vida y la disfruto como tal, aprendiendo algo nuevo día tras día.

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ingrese aquí Captcha : *

Reload Image

8 − 5 =

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

A %d blogueros les gusta esto: